CONSELLOS SAUDABLES


LA IMPORTANCIA DEL EJERCICIO EN LA VIDA DE LAS PERSONAS




El cuerpo humano está diseñado para moverse y cada vez son más las evidencias científicas que certifican la necesidad de mantener una vida activa para aminorar los efectos nocivos sobre nuestra salud que se derivan del sedentarismo.
Ser una persona más "activa" es menos complicado de lo que parece. No hace falta convertirse en un deportista profesional, ni acumular sesiones diarias de "gimnasio".
En el siguiente enlace podrás encontrar las claves que refrendan nuestra necesidad de "movernos" y como lograrlo de forma sencilla:

http://www.avancedeportivo.es/noticias/el-ser-humano-o-hace-ejercicio-o-se-pone-enfermo/ 


CONSELLO NÚMERO 8: AS CAPACIDADES FÍSICAS RELACIONADAS COA SAÚDE (III)

¡Seguimos conociendo nuestra “forma física saludable” y como mejorarla!

c) Flexibilidad
La flexibilidad es la capacidad de realizar movimientos amplios y depende de la movilidad de nuestras articulaciones y de la extensibilidad de nuestros músculos. Es muy importante en términos de salud ya que una adecuada flexibilidad permitirá que nuestras articulaciones se muevan de forma ágil y segura en todo su rango de movimientos, evitando y previniendo lesiones musculares y ligamentosas.

Cuando nacemos somos extremadamente flexibles pero, con la edad, esta capacidad se va perdiendo. La única manera de mantener una flexibilidad adecuada es trabajándola adecuadamente para evitar el acortamiento y rigidez de nuestras fibras musculares y la pérdida de movilidad de nuestras articulaciones.

El descenso de nuestra flexibilidad que les ocurre a las personas sedentarias a lo largo de los años repercutirá sensiblemente en su salud con la aparición de pequeñas molestias que poco a poco se convertirán en dolores agudos a nivel muscular y articular. En este sentido, la columna vertebral y los hombros son las articulaciones más sensibles a la falta de flexibilidad.

Los ejercicios que permiten mantener y mejorar nuestra flexibilidad son los denominados “estiramientos”, diferentes posiciones que buscan mejorar la movilidad articular y la elongación de la musculatura.  Estos ejercicios los podemos dividir en dos grupos:
-       Estiramientos dinámicos: también conocidos como “rebotes” en donde intentamos mejorar nuestra flexibilidad con movimientos repetitivos de ida y vuelta sobre una o varias articulaciones. Este tipo de trabajo no es indicado en un programa saludable pues estos movimientos repetitivos o “rebotes” son difíciles de controlar y, si son demasiado fuertes, pueden llegar a dañar la articulación o la musculatura, por ejemplo, produciendo roturas en las fibras musculares.
-       Estiramientos estáticos: en ellos, utilizando nuestra propia fuerza o la fuerza de un compañero/a, adoptamos diferentes posiciones que movilizan nuestras articulaciones y músculos manteniéndolas, de forma estática, durante un determinado periodo de tiempo. Este tipo de estiramientos son los más recomendables para un programa de salud ya que, al mantener una posición estática y evitar así los “tirones” producidos por los estiramientos dinámicos, garantizamos que nuestras articulaciones y músculos no sufran ningún tipo de lesión.

A continuación, señalaremos los principales efectos que el trabajo de flexibilidad tendrá sobre nuestro organismo:
-       Incrementa la irrigación sanguínea a todos los tejidos, mejorando la recuperación tras un esfuerzo.
-       Reduce las contracturas musculares producidas por el entrenamiento, el trabajo o las malas posturas adoptadas a lo largo del día.
-       Disminuye la inflamación muscular y tendinosa producida por el ejercicio.
-       Reduce notablemente el riesgo de lesiones articulares, musculares, tendinosas y ligamentosas.
-       Contribuye a la relajación mental y física de nuestro organismo.
-       Mejora el rendimiento físico y deportivo, aumentando la capacidad de nuestros músculos y articulaciones.
-       Mejora la recuperación muscular después de esfuerzos intensos.
-       En las chicas, puede contribuir a reducir el dolor en menstruaciones severas.

-       Mejora la técnica deportiva y nuestros movimientos, ya que influye notablemente en nuestras posibilidades coordinativas y de equilibrio.



CONSELLO NÚMERO 7: AS CAPACIDADES FÍSICAS RELACIONADAS COA SAÚDE (II)
¡Seguimos conociendo nuestra “forma física saludable” y como mejorarla!

b) La fuerza
La fuerza es la capacidad que tienen nuestros músculos parar vencer una resistencia externa.  Está estrechamente relacionada con el aparato locomotor (huesos, músculos y articulaciones) y con la capacidad contráctil que poseen nuestros músculos.

Podemos así distinguir dos tipos de contracciones musculares:

Dinámica: el músculo se contrae y cambia su longitud, acortándose o extendiéndose. Por ejemplo, cuando flexionamos nuestro codo al llevar un vaso a nuestra boca.
Estática: el músculo se contrae pero mantiene su longitud inicial. Por ejemplo, cuando intentamos empujar una pared.

En términos saludables, las contracciones dinámicas son las más recomendables pues las que producen los movimientos de nuestro cuerpo. Por el contrario, las contracciones estáticas, son más exigentes para nuestro aparato cardiovascular pudiendo ser peligrosas para personas con hipertensión, por lo que podemos prescindir de este tipo de trabajo en un entrenamiento saludable.

También podemos dividir nuestros músculos en dos categorías, ambas muy importantes para nuestra salud:
-       Los músculos fásicos: son los músculos que generan los movimientos de las grandes articulaciones permitiendo nuestros desplazamientos o la manipulación de los objetos. Son músculos que están relajados en reposo y que, por tanto, necesitan que los ejercitemos conscientemente para evitar que se atrofien. Por ejemplo, el tríceps braquial que extiende nuestro codo.
-       Los músculos tónicos o posturales: por el contrario, estos músculos, están contraídos durante todo el día de una forma involuntaria pues contribuyen a mantener nuestra postura. Debido a que muchas veces están sobrecargados de trabajo, por ejemplo cuando estamos mucho tiempo de pie, tienden a contracturarse generando dolor y molestias. Este tipo de músculos lo que necesita es que los estiremos adecuadamente para contrarrestar su elevado trabajo durante el día.

Por tanto, fuerza relacionada con la salud, debe tener dos orientaciones:
-       Mejorar la fuerza-resistencia de todos nuestros músculos: es decir, mejorar la capacidad de nuestra musculatura para realizar contracciones dinámicas moderadas que se mantengan en periodos largos de tiempo.
-       Mejorar el tono muscular general: nuestros músculos tienen un cierto grado de tensión durante todo el día que llamamos tono muscular. Con el entrenamiento adecuado, incrementamos este tono logrando mejorar nuestra postura e incrementar nuestro metabolismo basal (esto hace que consumamos más calorías en reposo y, por lo tanto, controlemos mejor nuestro peso).

Logrando un aumento de nuestra fuerza muscular lograremos realizar más eficazmente nuestras tareas cotidianas, con menos fatiga y evitando posibles lesiones músculo-esqueléticas. Con anterioridad parecía que un programa de actividad física saludable solo debía centrarse en la mejora de la resistencia aeróbica pero, hoy en día sabemos que el trabajo de fuerza muscular tiene igual o mayor importancia para el individuo debido a sus múltiples beneficios:
-       Aumenta el tono muscular general del organismo, preparándolo mejor para los esfuerzos cotidianos y aumentando el gasto metabólico basal que nos permite “gastar” más calorías en reposo.
-       Aumenta la hipertrofia muscular, aumentando los niveles de fuerza y creando una figura más estética y proporcionada.
-       Previene la osteoporosis, contribuyendo a mantener la densidad ósea de nuestros huesos frenando la pérdida de calcio.
-       Previene patologías musculares (contracturas, roturas de fibras, tendinitis…) y patologías articulares (artrosis, artritis…)
-       La fuerza de la musculatura del tren inferior es muy importante en todos nuestros desplazamientos y en el mantenimiento de nuestro equilibrio por lo que disminuye el peligro de las lesiones por caídas, sobretodo en personas de edad avanzada.




_________________________________________________________________________________


CONSELLO NÚMERO 6: AS CAPACIDADES FÍSICAS RELACIONADAS COA SAÚDE  (I)

a) Resistencia aeróbica:
¿Sabías que no por sudar más se pierde más peso?
Es habitual que cuando realizamos actividad físico-deportiva estemos pendientes de si sudamos o no, como método para saber si nuestro entrenamiento es “bueno” o “malo”. Esto es un error, pues no por sudar en exceso habremos realizado un buen entrenamiento y, aún menos cierto, que hayamos perdido más peso. Cuando sudamos estamos perdiendo líquido y electrolitos de nuestro organismo así que cuando nos pesamos tras el entrenamiento y observamos que hemos perdido 1 o 2kg, esa diferencia solamente es agua y no la grasa que es nuestro principal objetivo. Además, en cuanto bebamos algún líquido, recuperaremos ese peso que creíamos haber perdido.

Esta capacidad es la que nos permitirá soportar la fatiga durante esfuerzos prolongados y recuperarnos rápidamente cuando estos finalizan. Con una buena capacidad aeróbica seremos capaces de hacer más cosas fatigándonos mucho menos.

Además, esta capacidad produce efectos muy beneficiosos a nivel metabólico y cardiovascular lo que también nos ayudará a prevenir enfermedades propias del sedentarismo, logrando un corazón más fuerte y más preparado para los esfuerzos.

Esta capacidad se desarrolla con actividades basadas en movimientos repetitivos y cíclicos (andar rápido, correr, pedalear, nadar, palear o remar), de intensidad moderada, con una duración adecuada (al menos, 30 minutos) y en los que intentamos que intervengan el mayor número de músculos de nuestros organismo.

En este sentido, existen numerosas evidencias científicas que nos indican que 30 minutos de actividad aeróbica moderada diaria es suficiente para obtener mejoras significativas. Incluso, hoy también sabemos que podemos fraccionar estos periodos de 30 minutos a lo largo del día, por ejemplo en dos tandas de 15 minutos, obteniendo igualmente beneficios para nuestra salud. De este modo, siempre podremos adecuar nuestros horarios a nuestro plan de entrenamiento buscando esos minutos diarios que nos permitan mejorar nuestra resistencia aeróbica en cualquier lugar.

A continuación mostraremos los efectos beneficiosos que las actividades aeróbicas logran en nuestro organismo:
-          Aumenta el tamaño y la capacidad contráctil de nuestro corazón, preparándolo para esfuerzos más intensos.
-          Desciende la frecuencia cardiaca, haciendo nuestro sistema cardiovascular más económico y eficiente.
-          Disminuye la tensión arterial en reposo, previniendo y contrarrestando la hipertensión, una de las patologías más nocivas para nuestro organismo.
-          Aumenta el número de glóbulos rojos en nuestra sangre, lo que permite oxigenar más los tejidos de nuestro cuerpo.
-          Mejora la circulación venosa y previene las varices.
-          Incrementa la capacidad pulmonar, aumentando el volumen de oxigeno que adquirimos en cada ciclo respiratorio.
-          Aumenta el consumo de grasas por parte de nuestro metabolismo, lo que contribuye a prevenir la obesidad.
-          Regula el nivel de lípidos en el torrente sanguíneo (colesterol, triglicéridos…) previniendo patologías como la aterosclerosis.
-          Aumenta el tono de nuestros músculos, incrementando su fuerza y resistencia.
-          Aumenta el consumo máximo de oxigeno (VO2max), un parámetro que mide nuestra capacidad para realizar esfuerzos prolongados sin sentir fatiga.
-          Potencia la función inmunológica de nuestro organismo, haciendo que padezcamos menos enfermedades a lo largo del año como gripes, catarros, faringitis…
-          Previene y mejora un importante número de enfermedades asociadas al sedentarismo: patologías cardiovasculares, diabetes, obesidad, determinados tipos de cáncer (colon, mama…) y enfermedades mentales (depresión, ansiedad, alzheimer).

Estas son las sencillas directrices que debemos tener en cuenta para desarrollar nuestra resistencia aeróbica de forma efectiva y segura:

Debemos realizar esfuerzos prolongados (al menos de 30 minutos de duración) y de intensidad moderada (que controlaremos con nuestro pulsómetro).
Durante la práctica de ejercicio aeróbico en nuestras primeras etapas de entrenamiento, nuestra frecuencia cardiaca debería situarse entre el 60 y el 75% de nuestra Frecuencia Cardíaca Máxima (220 pulsaciones – nuestra edad en años), más próxima al 60% si nuestra condición física es baja y más próxima al 75% si nuestra condición física es aceptable o buena.
Con el progreso de nuestro entrenamiento, podremos alcanzar niveles del 80-85% de nuestra Frecuencia Cardiaca Máxima en esfuerzos aeróbicos pero siempre, con una adecuada adaptación previa y con la supervisión de un profesional de la actividad físico-deportiva que nos oriente en nuestros progresos.

Las actividades que mejor “encajan” con la resistencia aeróbica porque nos permiten realizar esfuerzos moderados durante periodos prolongados son las siguientes:
Andar
Carrera
Natación
Patinaje
Baile
Aeróbic
Spinning
Ciclismo
Piragüismo
Remo
Esquí de fondo
Senderismo

¿Sabías que hacer ejercicio con plásticos o sobre abrigado no te hace perder más peso?
No es solo que no nos haga perder más peso, si no que puedo incluso llegar a ser peligroso para nuestra salud. Cuando estamos excesivamente abrigados y realizamos actividad físico-deportiva generamos un exceso de calor en nuestro organismo que es compensado con la sudoración. Después de haber sudado mucho, nos pesamos y percibimos que nuestro peso puede haberse reducido en 1 o 2 kg pero eso es solamente una “ilusión”. Lo que hemos perdido es agua, que recuperaremos completamente cuando ingiramos cualquier tipo de bebida. Por tanto, cuando sudamos en exceso, no perdemos grasa, solamente agua. Además, si nos cubrimos con plásticos o ropa que no transpire, podemos generar una “bomba de calor” que eleve en exceso nuestra temperatura corporal y que nos produzca mareos, vómitos o perdida de conocimiento.

¡¡En los próximos capítulos de nuestro blog seguiremos investigando sobre las Capacidades Físicas Saludables y ofreceremos formas sencillas para mejorar nuestra condición física!!

                                      ¡HASTA PRONTO!

_ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _
CONSELLO NÚMERO 5: A CONDICIÓN FÍSICA RELACIONADA COA SAÚDE


 En la actualidad el concepto de “salud” adquiere una naturaleza global. La salud deja de ser solamente la ausencia de enfermedad, transformándose en un “estado de completo bienestar físico, mental y social” (O.M.S., 1949).  A ello se suma la certeza de que el individuo puede influir efectivamente en su estado de salud mediante una serie de hábitos  y de costumbres que conformen un “estilo de vida saludable”.


Dentro de este “estilo de vida saludable” se encuentra la práctica moderada y regular de actividad físico-deportiva que incrementará paulatinamente nuestra “condición física”.

¿Y qué es la condición física? Pues podríamos definirla como el potencial de organismo para enfrentarse a retos de carácter físico. Esta condición se construye con la suma de las capacidades físicas de una persona: fuerza, resistencia, flexibilidad y velocidad.

Podemos hacer una distinción en la condición física de las personas: la condición física relacionada con el rendimiento deportivo y la condición física relacionada con la salud. La primera es aquella que un deportista debe alcanzar para rendir en una determinada prueba. Es muy específica y, en ocasiones, incluso puede no ser del todo saludable. La segunda, es aquella condición física que nos permite a todos/as mejorar nuestra salud y calidad de vida.

Cuando tratamos la condición física desde esta perspectiva saludable, tres son las capacidades físicas en las que debemos fijarnos: la resistencia aeróbica, la fuerza muscular y la flexibilidad.
La mejora de estas capacidades nos ayudará a hacer nuestra vida diaria más fácil, sentirnos más saludables e incrementar nuestra energía. Esto se traducirá en un buen número de ventajas:
-          Incrementar la eficacia de nuestras actividades diarias disminuyendo la fatiga y, por tanto, evitando consecuencias desagradables como las lesiones.
-          Prevenir enfermedades relacionadas con el sedentarismo: obesidad, hipercolesterolemias, hipertensión, diabetes tipo 2…
-          Mejorar nuestras actividades de ocio y tiempo libre, ayudándonos a disfrutarlas más y mejor.
-          Potenciar nuestra autoestima y nuestras relaciones sociales.
-          Contribuir a la mejora de nuestras capacidades cognitivas como la memoria o la atención.

¡¡En los próximos capítulos de nuestro blog conoceremos cuáles son las capacidades que tienen repercusión en nuestra “Condición Física Saludable” y como mejorarlas!!

                                                         ¡HASTA PRONTO!

_ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _
CONSELLO NÚMERO 4: ADÍCALLE TEMPO A FAMILIA!

A continuación lles aportamos o seguinte enlace, onde poden atopar unha serie chamada "Lazy Town", que de seguro moitos xa coñecen e que dende o Gies-10 consideramos que pola temática pode ser moi productiva a nivel persoal e autónoma do neno.

Dende o Grupo Gies-10 os animamos a que compartan o seu escaso tempo de ocio cos fillos de forma lúdica, a través, do xogo, do cine, do deporte, da lectura...
Este tipo de series poden ser a excusa perfectapara crear unha actividade familiar productiva e gratificante.

Xa que na actualidade, as actividades en familia case son inexistentes e nulas, resultado do ritmo acelerado de vida que levamos nunha sociedade tan cronometrada e de rapidez extrema.

Por iso, adícalle tempo a familia,
comparte os momentos cós seres queridos.

Será unha boa hipoteca cara o teu futuro!

Esperamos lles sexa do seu agrado...

Un saúdo cordial.

Grupo de Investigación Gies-10


http://www.rtve.es/infantil/videos-juegos/#/videos/lazy-town-extra/todos/


_ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _


CONSELLO NÚMERO 3: Únete a nós: ¡unha vida máis saudable é posible!


Hoxe en día, a dificultade xa non radica en demostrar se a actividade física é beneficiosa para a saúde, pois este feito é algo innegable e cienificamente comprobado.

Pois, o reto está en algo que parece máis sinxelo pero que, sen embargo, é complicado:
Lograr que as persoas, sexa cal sexa a situación, inclúan nas súas vidas a práctica da actividade fisio-deportiva saudable.

Serás ti unha desas persoas que aposta pola mellora da túa saúde e calidade de vida?

Se é así, no noso blog te axudamos a coñecer mellor os beneficios da actividade físico-deportiva. Pero, se aínda non estás convencido/a de comezar a practicar, aquí tamén atoparás novas motivacións que de seguro, poden darte o pequeno impulso que necesitas.
Sexa cal sexa a túa decisión final, esperamos que, ao menos, poidas aprender algo novo sobre a actividade físico-deportiva saudable dun modo divertido e interesante.

¡¡NON SÓ SON “MÁIS ANOS DE VIDA”… SENÓN “MÁIS VIDA” NOS TEUS ANOS!!

_ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _
Capítulo 2: Sedentarismo, a epidemia das sociedades “modernas”
¿Sabías que…?
O noso corpo está formado por máis de 200 ósos e máis de 400 músculos!!
Cada vez que damos un paso necesitamos por en marcha un número aproximado de 200 músculos do noso aparato locomotor. Estamos "construidos" para movernos e cando negamos ao noso corpo dito movemento, comezan os problemas. A falta de actividade pode xerar no noso organismo moitísimas patoloxías: obesidade, hipertensión, osteoporose, dores musculares, hipercolesterolemia... 
Polo contrario, unha actividade físico-deportiva moderada, regular e constante mellorará a nosa calidade de vida e nós permitirá envellecer mellor e conservar unha boa saúde.

Etimoloxicamente, sedentarismo procede da palabra latina “sedere” que significa “estar sentado”. Polo tanto,  será sedentaria a persoa que non realiza unha actividade física regular e adecuada a súa idade, pasando a meirande parte da súa  xorrnada habitual en actividades pouco activas físicamente cómo: estar sentado na oficina, estudar, ver a televisión no sillón…

O noso corpo está constituído por centos de ósos, músculos e articulacións. O noso corpo está deseñado para “moverse” por iso, se o privamos dese movemento natural, o faremos sufrir.

En épocas pasadas, as personas debían desenvolver tarefas diarias que implicaban un compoñente físico destacable. Posteriormente, o desenvolvemento tecnolóxico trouxo consigo grandes avances que nós permitiron e permiten ter unha vida máis confortable e sinxela. Pero, estes beneficios tamén veñen acompañados dunha "trampa", "o sedentarismo".

Os traballos duros de entón tampouco eran beneficiosos para a saúde pero, lamentablemente, a nosa“sociedade do benestar” vai camiñando cara ao polo oposto: a vida sen un nivel adecuado e suficiente de actividade física. Esta situación fai que as estructuras orgánicas se deterioren con maior rapidez acarreando un envellecemento prematuro das mesmas.

As “enfermidades hipocinéticas”, son as que precisamente se relacionan coa falta de actividade física regular. Entre elas atopamos as cardiopatías coronarias, a hipertensión, a diabetes, a osteoporose, a hipercolesterolemia, así como un aumento da obesidade. Todas estas patoloxías, cun ascenso espectacular no noso país cunha tasa de sobrepeso e obesidade que xa supera o 40% da población total.

Organización Mundial da Saúde (OMS) estima que máis dun 60% da población adulta mundial se pode considerar sedentaria. Ademais, parece que a inactividade física está máis extendida entre as mulleres e nas zonas urbanas economicamente desfavorecidas.  Asimismo, a Asociación Americana do Corazón incluíu o sedentarismo como un dos factores principales de sufrir unha enfermidade cardiovascular, sendo este risco equiparable ao de ser fumador.

A OMS en estudios recientes adiantou unha alarmante conclusión: a ausenza de actividade física é unha das dez primeiras causas de discapacidade e mortalidade no mundo, xa que provoca máis de dous millóns de falecementos ao año.

Pero o peor desta situación é que, pese a ser coñecida, parece que non facemos nada para combatirla. O noso país, nas últimas décadas incrementou enormemente o seu censo de instalacións deportivas e plans de desenvolvemento da actividade física. Sen embargo, nos últimos anos, as cifras de población seguen aumentando e, como podemos observar na enquisa sobre hábitos deportivos dos españois do ano 2010 realizada polo CIS (Centro de Investigaciones Sociológicas), só o 16.8% da poboación considera que practica deporte de forma suficiente.

Esta situación só pode ser contrarrestada coa formación da poboación, faciendo chegar unha mensaxe real dos beneficios da actividade físico-deportiva e dos riscos do sedentarismo.

Para saber máis…
Debemos ser conscientes de que, nos países desenrolados, o estilo de vida inflúe un 50% na súa saúde, o medio externo un 20-25%, a xenética un 15-20% e  o sistema de atención sanitaria tan só un 10%. Por tanto, o incluír hábitos de vida saudables no noso estilo de vida será a nosa mellor “arma secreta” para mellorar e manter a saúde ao largo dos anos. Unha boa alimentación, descanso adecuado, evitar o alcohol e o tabaco, reducir o estrés e realizar práctica físico-deportiva regular son as mellores “mediciñas” que podes suministrar ao teu corpo… e as máis baratas!.



¡Segue atento/a ao noso Blog e te manteremos informado/a de cómo mellorar a túa calidade de vida e saúde a través da Actividade físico-deportiva!

ATA PRONTO!


_ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ 

 

CONSELLO NÚMERO 1: COIDA A TÚA POSTURA



Na sociedade da que vivimos é cada vez máis frecuente que a poboación sufra problemas nas costas. Incluso estas dores xa en idades moi temperás. Algunhas destas doenzas poden ser por algunha alteración ósea, enfermidade ou por adoitar posturas inaxeitadas ao longo da vida ou do día. Dende as aulas, sobre todo na materia de Educación Física e Coñecemento, trátase de concienciar ao alumnado da importancia dunha boa postura. A participación dun fisioterapeuta na valoración previa da comunidade, a colaboración no ensino dos contados sobre higiene postural e unha pauta de ejercicios axeitados a cada neno que poderían facer en familia supoñerían a prevención de futuras doenzas. Algúns dos trucos para evitar molestias nas costas son os seguintes:
• Evitar estar moito tempo na mesma posición aínda que sexa sentado.
• Non collas grandes pesos sen axuda.
• Para coller algún obxecto do chan é preciso dobrar os xeonllos e non as costas.
• Ó sentarse as costas deberán estar en contacto co respaldo da cadeira e os pés apoiados no chan.
• Evitar o uso de zapatos de tacón.
• Mellor usar mochila suxeita ás costas que unha bandoleira que deberá de estar cruzada non nun lado.
• Os camiños (libros, compra) deben de ser empurrados non arrastrados.
Con estes poucos consellos podemos evitar dores nas costas e non ter que acudir ao médico ou a toma de medicación. Pero si as molestias non cesan e imprescindible a opinión dun profesional sanitario.

________________________________________________________________________________


SAÚDE EN FAMILIA





Despois de realizar una amplia avaliación de necesidades a comunidade educativa decidiu priorizar as problemáticas atopadas, ademais de considerar que se debía aproveitar o recen nomeamento da eurocidade como recurso básico cara una concienciación social da cidadanía europea, e o aproveitamento do medio como recurso didáctico fundamental, tamén se prioriza a saúde como dereito fundamental dos seres humanos.
pirámide nutricial
Nos últimos anos atopamos en Europa (tamén en Galicia) un aumento alarmante de enfermedades non trasmisibles como o cancro, a diabetes, as enfermedades cardiovasculares, as dolencias relacionadas coa obesidade e os trastornos musculoesqueléticos, debido á interacción de factores diversos relacionados coa xenética, pero tamén co entorno e, sobre todo, co estilo de vida (tabaco, abuso del alcohol, dietas pouco saudables, falta de actividad física).
O obxectivo deste proxecto será dende cada unha das materias que conforman o curriculum e dende a organización de actividades extraescolares crear estratexias de prevención baseadas na actividade física e na alimentación xa que a maioría destas enfermedades poden evitarse. A Comunidade Educativa levará a cabo dende campañas de sensibilización ata a creación de redes de apoio mutuo con colectivos veciñais e medios de comunicación.
De feito Radio Tui (http://www.concellotui.org/php/radio.php) xa está a emitir un programa os venres para a concienciación de conductas saudables dende diferentes perspectivas.
Ademáis diseñaranse proxectos para activar os recreos (REMOVETE NO RECREO) e roteiros didácticos para compartir en familia ( FAMILIA ACTIVA).

_________________________________________________________________________

PROGRAMA DE ACTIVIDADE FÍSICA SAUDABLE EN FAMILIA. "Familia Activa ¡Preparados, listos, xa!" 12-13

 "Dar ejemplo no es la principal manera de influir sobre los demás; es la única manera". Albert Einstein

 INTRODUCCIÓN

Este programa pretende hacer que las familias se involucren en las actividades físicas organizadas y orientadas por el profesorado de Educación Física para reforzar las tareas realizadas en el aula, con el fin de hacer comprender la importancia de una vida activa que repercutirá en la salud de toda la familia.

Por ello se pretende, por un lado, que algunas de las actividades extraescolares gestionadas por las Anpas, den cabida a padres y madres que quieran realizar dichas actividades en familia, y por otro que las empresas contratadas por las Anpas, oferten actividades físicas paralelas a las de sus hijos.
Es importante realizar una retroalimentación en los programas de promoción de la Actividad Física que se este realizando y adaptarlos a las características y necesidades de los destinatarios.

Este programa tiene los siguientes objetivos:

OBJETIVOS

  1. Aumentar el nivel de salud de las familias, creando hábitos y actitudes positivas hacia la actividad física-deportiva regular.
  2. Proporcionar pautas para la adopción de hábitos de actividad física saludable con ayuda de las familias y la sociedad.
  3. Concienciar sobre la necesidad de llevar una vida activa saludable, debido a los problemas que acarrea el sedentarismo como uno de los mayores  males del siglo XXI.
 CONTENIDOS
         Actividades físicas programadas para los fines de semana teniendo en cuenta el entorno natural cercano. Actividades donde se llevará un diario y recogida de información de los beneficios aportados y de las tareas recogidas.
         Actividades  extraescolares en familia.
METODOLOGÍA

La metodología utilizada será eminentemente activa, participativa y práctica.  

ACTIVIDADES
Las programadas por el grupo de investigación Gies-10 de la Universidad de Vigo y relacionadas con los contenidos propios de las unidades didácticas de la materia de Educación Física.

PROXECTO 1: “Entre Pontes”

Este proyecto está baseado nun roteiro que discurre entre a Ponte romana e que se sitúa nas aforas de Tui, no camiño  Portugués de Santiago, e a Ponte Internacional de Tui cuia iniciativa de construcción xurdiu como consecuencia dunha Real Orde de Isabel II en 1864, pola cal se nombraba unha comisión que estudiase o enlace das liñas de ferrocarris españoles coas portuguesas. O seu diseño encargouse ao inxenieiro Pelayo Mancebo e a firma belga Braine-le-Compte foi adxudicataria das obras. A ponte foi inaugurada o 25 de marzo de 1886 e dotada de luz eléctrica en maio de 1898. http://ruc.udc.es/dspace/bitstream/2183/5255/1/ETSA_18-9.pdf
A través do itinerario atopámonos con institucións, organismos, medio natural como o río Miño, etc., que servirán de recurso para realizar múltiples actividades relacionadas de forma interdisciplinar e centradas nos contidos do curriculum. 


RECURSOS

Se aprovechará el entorno natural, así como las actividades extraescolares gestionadas por las Anpas y las empresas deportivas.

EVALUACIÓN

La evaluación será llevada a cabo por el profesorado de Educación Física, mediante la recogida de los diarios o agendas, donde se valoraran todas las actividades programadas en familia y ejecutadas con éxito. 

_______________________________________________________________________________



¿Hacen suficiente ejercicio los niños y adolescentes de nuestro entorno? ¿cómo podemos desde la escuela fomentar este hábito?



Agueda Gutiérrez Sánchez

Grupo GIES-10

Es alarmante cuando leemos que en una gran potencia como EEUU  apenas uno de cada cuatros adolescentes hace suficiente ejercicio físico, es decir ¡solo una cuarta parte!. Por lo que advierten los expertos, esto se traduce “en que la mayoría de estos adolescentes están en riesgo de una mala salud física y mental debido a sus estilos de vida inactivos”, datos del profesor de medicina familiar y preventiva de la Universidad de California, James SallisPero, dejemos los datos del otro lado del charco.  Si tenemos en cuenta que las recomendaciones son hacer unos 60 minutos  de actividad física de moderada a vigorosa, ¿cuántos de esos niños o adolescentes que están a nuestro alrededor lo cumplen?  

Es reconfortante pensar que las investigaciones nos dicen que los niños que realizan actividad física regular llevan el hábito en la edad adulta, por lo que deducimos que está en nuestra mano el hacer que dicho hábito sea adquirido desde las edades más tempranas. Solo hay que empezar por el principio y es concienciarnos los adultos de cuanto de importante es para un niño el ejercicio físico tanto en el presente como en el futuro. Por un lado, hay que darle la importancia que tiene en la escuela, preocupándonos como docentes de lo que hacen esos niños fuera del horario escolar, que tipo de actividades extraescolares hacen, cuanto tiempo le dedican, etc. Quizá las personas que mas conocen a esos niños son sus maestros y por eso son los que mejor deben saber que es lo más adecuado para ellos.  

Si un docente concienciado de lo importante que es la actividad física aconseja a su vez da pautas para ello a los padres, puede tener un efecto muy positivo. Por ejemplo, la hora de actividad física al día recomendada, que en principio puede llegar a ser abrumador, se puede ir acumulando haciendo pequeñas cosas al día, como ir a caminar en familia, subir y bajar las escaleras de casa una vez al día, bailar en el salón, o por qué no, aprovechar el momento de actividades extraescolares de los hijos para que los padres realicen también ejercicio. Esta actividad aunque no es conjunta, llegará a producir un efecto de conciencia en los niños de su importancia, que tendrá seguramente su repercusión en el futuro. 



Por ultimo decir, que el concepto de “Familia Activa” debe ser promovido desde la escuela para que se generen una serie de pautas conjuntas y adaptadas a cada familia. Algunas de estas pautas pueden ser: el concienciar en regalar juguetes activos, como pelotas, cuerdas para saltar, etc., motivar a los padres para que los inscriban en actividades deportivas, limitar el tiempo de actividades inactivas como ver la TV o el uso otros aparatos tecnológicos, si tu hijo te pide una bicicleta a los reyes magos pídele tu otra para salir toda la familia a montar en bicicleta por los parques de tu ciudad.

___________________________________________________________________________





No hay comentarios:

Publicar un comentario